Descubriendo a Mr. Frank

Una de las cosas con las que más disfrutamos en Cosette es celebrando. Y hacerlo como debe ser, por todo lo alto y con todo el equipo junto.

En esta ocasión celebrábamos la apertura de la nueva web de Cosette, nuestro aniversario y el premio Dedal de oro. ¡Toma ya! Así que con todos estos motivos por los que hacer chin chin,  nos dispusimos a pasar una noche increíble. ¡Y así fue!

Chin chin

Y pensando donde poder acudir, fuimos a dar con Mr. Frank (Jovellanos, 6) un restaurante muy especial donde, además de tratarnos con mucho cariño y dedicación, pudimos disfrutar de una cena de esas que quitan el hipo.

Antes de nada contaros algo del local. Tiene dos plantas. La de arriba es el restaurante, decorado con preciosas mesas de madera y paredes a base de palés.

En cada rincón hay un detalle y eso, además de hacer único el lugar, te demuestra que Paco, su propietario, ha puesto el alma y el corazón en este proyecto que acaba de soplar las velas de su primer aniversario.

A nosotros nos prepararon una mesa en la planta baja, una antigua bodega del siglo XIX, donde aparte de su original barra, tiene un reservado único. Como anécdota deciros que la mesa donde cenamos era una antigua mesa de hospital de maternidad de Madrid. Eso lo hace especial ¿no creéis? Al menos yo dejo volar la imaginación sobre la cantidad de cosas y personas que habrán pasado por allí. Muebles con historia, como a nosotros nos gusta. Lugares que cuentan cosas.

Este sitio es ideal si vas con un grupo grande de amigos y quieres un poquito de intimidad.

¿Y la comida? De esto solo puedo decir una cosa: DE-LI-CIO-SA.

Como éramos bastantes pudimos probar un poquito de todo. Sin duda una opción perfecta para poder disfrutar de toda la oferta gastronómica de Mr. Frank.

Secreto ibérico sobre graten de patata y gratinado al whisky, bacalao confitado en aceite de oliva, pulpo a la brasa o rissoto de boletus. En cuanto a los postres, con deciros que los fumadores salieron un momento y los que nos quedamos tuvimos que contenernos para dejarles probar algo… Tarta de chocolate con base de frutos rojos, mi recomendación.

Una noche especial cargada de deseos, risas y bailoteos. Sin duda, la mejor forma de dar la bienvenida al verano.

¿Tu también tienes un lugar especial donde salir a celebrar? ¡Cuéntanoslo!

Deja un comentario